OSTEOPATÍA | FISIOTERAPIA GENERAL | FISIOTERAPIA EN PEDRIATÍA | FISIOTERAPIA EN ESCOLEOSIS | FISIOTERAPIA VESTIBULAR | TERAPIA MIOFASCIAL

osteopatía

Consiste en aliviar molestias y dolores reequilibrando músculos, estructura ósea y ligamentos a partir de técnicas manuales y con un tratamiento no invasivo. El objetivo es tratar las patologías osteomusculares (esguinces cervicales y de tobillo, lumbalgias, tendinitis, artritis… ) desde su origen para mejorar la calidad de vida del paciente.

En Arias Fisioterapia aplicamos tres tipos de tratamientos de osteopatía:

Osteopatía estructural: dirigido a trastornos de estructuras óseas o articulares. Corrige lesiones relacionadas directamente con músculos y huesos.

Osteopatía visceral: centrado en rehabilitar y estimular órganos como hígado, estómago, riñón…

Osteopatía craneal: focalizado en la movilidad del cráneo y sus huesos para estimular el líquido cefalorraquídeo. Se dirige al desarrollo del niño o a trastornos funcionales del adulto.

masaje-fisioterapia-general

fisioterapia general

La fisioterapia general se fundamenta en una doble actuación: ejercicio terapéutico manual, combinado con técnicas de calor, frío, agua o electricidad que permiten prevenir o reducir molestias.

Algunos de los beneficios de la fisioterapia general:

Reduce las tensiones musculares.

Mejora la calidad del movimiento.

Disminuye el riesgo de lesiones.

Incrementa la sensación de bienestar.

Ayuda a mejorar el descanso y la calidad de tu sueño.

fisioterapia en pediatría

Enfocada a bebés, niños y adolescentes, la fisioterapia en pediatría se encarga de asesorar y cuidar a los menores que presenten algún tipo de retraso en su desarrollo o desórdenes en el movimiento. Se centra en recuperar funciones motoras, aumentar la capacidad de desplazamiento y tratar las alteraciones físicas provocadas por enfermedades o discapacidades.

Indicada para ayudar en casos de afecciones de origen neurológico (parálisis cerebrales, traumatismos craneoencefálicos…); neuromuscular (atrofias y distrofias musculares); respiratorio (bronquiolitis, asmas…) o genético (Síndrome de Down, de Rett…), entre otros.

fisioterapia en escoliosis

La presencia de hombros o caderas disparejos, pero también los omóplatos a distinta altura, son algunos de los síntomas asociados a la escoliosis. La escoliosis es una deformación de la columna vertebral que, al comienzo, no tiene por qué causar molestias, pero si no se trata correctamente, puede desembocar en problemas respiratorios y dolores intensos de espalda.

La lumbalgia, cervicalgia o dorsalgia son algunas de las dolencias asociadas a la escoliosis. Para evitar un progreso desfavorable de esta enfermedad, es fundamental reconocerla cuanto antes y empezar un tratamiento de fisioterapia en escoliosis que permita:

Mejorar la postura corporal.

Fortalecer la espalda.

Aliviar los dolores y molestias asociadas.

replica-columna-vertebral

fisioterapia vestibular

La fisioterapia vestibular aúna técnicas especializadas en combatir mareos, vértigos y desequilibrios que pueden provocar incomodidades leves o severas como la vista nublada o pérdida de equilibrio.

En base a la lesión que se padezca, se establece una serie de ejercicios de coordinación de ojos y movimientos tanto de cuerpo como de cabeza que permiten:

Mejoraremos la plasticidad del sistema nervioso, es decir, su capacidad de adaptarse a ciertas situaciones, compensando los síntomas de mareos y desequilibrios.

Realizaremos un rebalanceo sensorial para eliminar los problemas relacionados con la mala regulación del equilibrio o la desorientación.

Aumentaremos la movilidad de la musculatura que genera el cuadro de vértigo y conoceremos los momentos y acciones que provocan los mareos o desequilibrios.

manos-terapia-miofascial

terapia miofascial

La terapia miofascial se introduce en el mismo momento en el que se detectan disfunciones en el sistema fascial, el conjunto fibroso que recubre y penetra todos los músculos, huesos, articulaciones y estructuras del cuerpo para unificarlo y protegerlo de lesiones.

La aparición de dolores relacionados con el sistema fascial se debe, en su mayor parte, a traumatismos (golpes/caídas), malos hábitos posturales, inmovilizaciones prolongadas (yesos, encamamientos…), la realización repetitiva de ejercicios mal ejecutados e incluso sobrecargas después de competiciones deportivas.

Las técnicas de fisioterapia miofascial localizan estas disfunciones y actúan sobre ellas, estimulando la fascia para recuperar las funciones del aparato locomotor; eliminar el dolor; reducir la desorganización postural e incrementar el riego sanguíneo para favorecer los procesos de curación.

 

Manuel Quiroga, 13. Despacho 203 (Pontevedra)

Plan-recuperacion-transformacion-resilencia-negativo
ES_Financiado_por_la_Unión_Europea_RGB_WHITE